Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
25 abril 2010 7 25 /04 /abril /2010 19:00

lapunta.jpg

 

¡¡Qué perfecta sensación y era nuestra esa tranquilidad!!

 

Me estremecí con el atardecer, mi corazón pronto recordó esa sensación que desde muy niña; yo sentía, me dejé deslumbrar por su majestuosidad y su resplandeciente calorcito, otra vez.

Su color adornaba nuestra piel y el viento alborotaba mi cabello, la brisa se llevaba mis suspiros y regresaba mis deseos, ese momento era tierno y dulce, imposible no atesorar.

 

Avanzaban pronto los segundos y el sol se iba ocultando.

Era un instante pero yo lo sentía eterno, el universo era solo de los dos, no había nada más, sus brazos rodeaban mi cuerpo y mi piel se erizaba, no había dudas, sus besos venían llenos de osadía, sus labios guardan un misterio, pero no queríamos perdernos el espectáculo del ocaso.

Apoyaba su rostro en mi cabeza, lo sentía, lo escuchaba; sin embargo me costaba creer que ese momento era solo para mí.

Su presencia no tenía nada que ver conmigo, sólo éramos de ese atardecer, él me regalaba todo con su mirada y ya la tarde era mágica y única. Él estaba conmigo y aún así dudaba de mi buena suerte, su compañía más parecía una fantasía de la tarde.

 

Hoy recuerdo ese momento, las cosas que parecen más insustanciales terminan siendo vitales, no siempre entiendo mis culpas, ni las adversidades, pero en sus brazos el atardecer tenía sentido.

Crecí admirando la inmensidad del mar, pero esa tarde al observar la imponencia de sus ojos acompañados del ocaso, la grandeza de su mirada me mostró que sus ojos reventaban en la orilla de mi alma y la inmensidad de ellos era esa espuma que cubría mis sueños.

 

Tarde para su entusiasmo… Tarde para mi apatía…

Compartir este post

Repost 0
Published by Alborada - en Diario
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

  • : PALABRAS DEL SILENCIO
  • PALABRAS DEL SILENCIO
  • : Pase por tantas cosas como la de un amor que parecía dibujar promesas en la arena, de aquellas; que se borran con el pasar del tiempo ó con el venir del mar… Por ello mi amor, hoy por hoy, lo declaro en persona y lo escribo día a día en mi corazón esperando compartir con esa persona un gran amor… En mi orilla se dibujan emociones, no es que muera de amor, simplemente muero por sentirme amada…
  • Contacto

Perfil

  • Alborada
  • Por convicción, ver crecer a mi hijo convertido en un gran hombre y ser humano. Por principio, lealtad. Por pasión, pintar. Por circunstancias, escritos Amateur. Por persuasión, casarme con un vestido rojo. Por bandera, ver amanecer.
  • Por convicción, ver crecer a mi hijo convertido en un gran hombre y ser humano. Por principio, lealtad. Por pasión, pintar. Por circunstancias, escritos Amateur. Por persuasión, casarme con un vestido rojo. Por bandera, ver amanecer.